La fascitis en el embarazo

Tratamientos en embarazadas.

En primer lugar, siempre hay que consultar con un médico ya que el estado de gestación es un estado especial en el ser humano, no es lo habitual. No obstante, hay tratamientos para los que no necesitará la aprobación médica debido a su poco impacto.

Por ejemplo, utilizar un calzado que sujete el pie correctamente, como hemos dicho, hay que olvidarse de los zapatos planos y de las sandalias. Deben, en conclusión, amortiguar la pisada.

Y hablando de amortiguar la mirada, conviene más que nunca usar una plantilla. El fin de usar una plantilla es lograr que la pisada sea más sólida y no se centre tanto en la fascia, sino que el peso se distribuya.

Con reposo, durmiendo sobre el lado izquierdo. Aplicando hielo y realizando estiramientos podrás lograr que la inflamación se reduzca y poco a poco vaya desapareciendo el dolor tan intenso que antes sufrías.

No te quedes quieta esperando que el dolor desaparezca por arte de magia. Con estos tratamientos y consejos podrás lograr acabar con la fascitis plantar de una forma muy cómoda y natural.

La fascitis en el embarazo
5 (100%) 2 votes

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This